Bankia obligada a devolver 35.000 euros a una niña de 9 años

Condenan a Bankia a devolver a una niña de 9 años los 35.000 euros que los padres invirtieron en su nombre en preferentes, ocultándoles su situación real de “insolvencia”.

La sentencia, dictada por el Juzgado de primera instancia número 87 de Madrid, considera nulo tanto el contrato como el canje posterior por acciones, añade a esa cifra los intereses desde el 26 de mayo de 2009, los cuales deberán devolver los títulos y los cupones recibidos.

Los padres de la menor siguieron adquirieron en la entidad Caja Madrid preferentes creyendo  que podrían recuperar el dinero para dedicarlo a los estudios de su hija. En lugar de comunicar con lealtad, claridad y transparencia la entidad, se limitó a ofertarles preferentes con la atracción de la mejor rentabilidad.

Se desprende de la sentencia que los demandantes firmaron un contrato que “no responde a la verdadera finalidad o causa por la que creían estaban contratando”.

Por ello, señala que Bankia “obró con total oscuridad, con mala fe, anteponiendo sus propios intereses a los de sus clientes” al ocultar “los riesgos de insolvencia cierta” en que se hallaba y haciendo “partícipes forzosos” de esa situación a los demandantes.

A  los afectados, se les entregaba el test de conveniencia ya rellenados, lo que lleva a la magistrada a afirmar que “no se adoptaron todas las medidas esenciales” para advertirles de sus riesgos, otro caso más en el que Bankia “antepone sus intereses a los de sus clientes” así es como concluye la sentencia.